Hoy te voy a contar porqué es conveniente añadir parafina cuando te haces la manicura.
Se trata de un tratamiento que además de hidratar previene la sequedad y elimina manchas, y aunque que no es desconocida dentro del mundo beauty, te voy a hablar de sus bondades cuando se utiliza en manos y pies.

La manicura y la pedicura son un arte, por lo que las uñas son un lienzo en blanco donde plasmar tu obra maestra.
La parafina es un tratamiento ideal para las pieles que sufren sequedad en invierno, ya que hidrata la piel, trabaja sobre articulaciones, tendones, y ayuda a la energía del cuerpo porque la equilibra a través del calor.  

Su mayor virtud es hidratar, nutrir e iluminar la piel. 

En el caso de manicura y pedicura se utiliza parafina de rosa, mientras que para los tratamientos faciales comúnmente se utiliza parafina de leche.

Cómo realizar un correcto tratamiento de parafina para manos


El primer paso del tratamiento es un adecuado limado de las uñas, procurando retirar la cutícula y realizar un peeling específico para liberar células muertas. El siguiente paso es aplicar la parafina, para lo cual deberás sumergir las manos varias veces, y luego envolver las manos en un film e introducirlas en unas manoplas o guantes durante veinte minutos para mantener el calor. 

Al sumergir las manos sentirás algo similar a introducirlas en un cuenco de cera caliente, pero a una temperatura agradable. El material se solidifica alrededor de los dedos hasta la muñeca, y en cuanto lo retires  notarás la piel suave, sedosa y muy hidratada. Finalmente el tratamiento concluye con un masaje, reflexología de manos, para cerrar con el color de esmalte que prefieras. 

Suele durar aproximadamente unos 45 minutos, al igual que la pedicura.

¿Para quién es recomendable usar parafina?

El tratamiento de parafina es especialmente aconsejable para personas mayores que tienen problemas de articulaciones, para quienes sufran sequedad en la piel, ya que está indicada para ayudar a eliminar manchas y esos dolores articulares que suelen venir con el paso del tiempo.
Sin embargo hay que tener en cuenta que la parafina previene estos problemas siempre que se utilice de manera continua. Si lo haces esporádicamente servirá para lucir unas manos perfectas para una ocasión o evento especial.



Si quieres saber más sobre el mundo de las uñas de gel y acrílico, ¡Inscríbete en nuestros cursos!

Si te ha gustado nuestra entrada de hoy, Parafina para tu manicura ¡Suscríbete a nuestro blog!


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *